Desde agosto de 2017, muchos peruanos están disfrutando del Seguro Obligatorio de Accidentes de Tránsito (SOAT) electrónico. Son varios los motivos que hacen que los conductores lo elijan antes que el SOAT tradicional.

Pero si aún te genera algo de desconfianza tener el SOAT electrónico, aquí te damos cinco datos para que te animes y pases a la modernidad.

1. El robo o pérdida de tu SOAT no te preocupará. Ahora que tu SOAT está registrado de forma digital y no hay documento físico, deja atrás la preocupación de poder extraviarlo o perderlo.

2. Olvídate de llevar tu documento físico a todos lados. El certificado y la información del vehículo están almacenados en la base de datos del Ministerio de Transportes y Comunicaciones. Es decir, la policía, los bomberos y los establecimientos de salud pueden verificar su validez en caso de emergencia. Tú mismo podrás verificar si tu vehículo tiene la póliza vigente, enviando un mensaje de texto gratuito al 90900 o a través del aplicativo móvil “Consulta SOAT”.

3. Su entrega es automática. Una vez que tu SOAT electrónico es emitido, llega automáticamente a tu correo. Mientras que la entrega del SOAT físico tiene un tiempo de espera.

4. Es más barato que el SOAT físico. Si compras tu SOAT electrónico directamente a través de nuestra página web tendrás un ahorro de más del 25% del precio en plataforma.

5. Sin moverte de casa. Cero tráfico, cero colas. Con Pacífico obtener tu SOAT electrónico es muy fácil y puedes hacerlo de la forma que más te convenga. Una de ellas es ingresando a nuestra web o llamando a nuestra central de atención al cliente al (01) 513-5000.

Esperamos que con estos consejos hayas despejado tus dudas y te animes a comprar el SOAT electrónico de Pacífico.